Con niñosOcioTurismo

Castillo de San Blas y fuente romana de Campo, un delicioso paseo por Ponferrada

PonferradaHoy

Para disfrutar de agradables paseos en familia en Ponferrada, no es necesario recorrer demasiadas distancias. Esta propuesta apenas lleva cinco minutos de desplazamiento en coche desde la ciudad, e incluso se puede hacer sin ningún problema paseando desde la zona alta de Ponferrada por la Carretera de Molinaseca que además dispone de aceras y senderos por donde caminar con seguridad.

 

Objetivo doble: Visitar el Castillo de Valdés o castillo de San Blas a los pies del Río Boeza y la Fuente Romana de Campo, un refrescante y delicioso legado a apenas un kilómetro caminando.

El castillo de San Blas es parte del patrimonio que gestiona la Fundación Fustegueras o herencia de Valdés, un capricho del tío abuelo de Miguel Fustegueras realizada  en la segunda mitad del Siglo XIX y que ni es tal castillo ni un palomar. Es, como dejó escrito Daniel Valdés:

Es una construcción de recreo de fábrica caprichosa y bella, imitando una fortaleza antigua

Para llegar, hay que pasar el puente sobre el río Boeza y girar a la derecha en el desvío de Campo, se desciende un poco y a mano derecha, antes de llegar al desvío de la Residencia de la Tercera Edad de la Fundación Fustegueras, encontraremos un camino que en apenas doscientos metros nos va a llevar a la finca de recreo de la familia Valdés.

A pesar de no exisitir la puerta original de acceso, enseguida se nota la diferencia en la vegetación, pinos piñoneros de gran tamaño, una plantación de frutales, algún olivo, laurel… y al fondo el encantador castillo sobre una roca de gran tamaño. 

El castillo de San Blas sorprende a quien lo va a visitar por el estilo fantasioso con el que está construido, también sorprende, pero para mal, que no se ha librado de las firmas grafiteras. Son tres torreones neogóticos que imitan a un castillo a escala reducida. También dispone de un mirador a pie del río que nos ofrece un asiento sombrío donde relajarnos con el sonido del agua que baja por el Boeza. Al ir con niños pequeños hay que tener especial cuidado ya que las escaleras que suben a los diferentes torreones no disponen de barandilla y alcanzan una altura suficiente para darnos un susto. 

El artífice de la finca fue Paciano Uceda, un mecenas cultural y dueño de gran parte de Campo quien por indicaciones de Daniel Valdés puso en marcha el proyecto:

<<Una noche me acosté con la preocupación de atender el ruego de mi amigo. Buscaba entre los motivos del Bierzo el más adecuado para que sirviera de símbolo a mi trabajo. Pensé en varios y me debí quedar dormido. Durante el sueño vi a un artista que restauraba las ya deterioradas torres del castillo de Ponferrada y del que hay en Cornatel. Su trabajo me impresionó tan intensamente que deseando ayudarle en aquel empeño, desperté. Apenas sosegado, medité: ya había encontrado la idea que buscaba. En la finca había que hacer unas torres como de castillo medieval. Ligeras, casi aladas, como las había visto en el sueño. Había que acercarlas al río donde casi siempre están las fortalezas. Parecerían un poema antiguo hecho piedra. Más allá, entre la frondosidad de los árboles, podía estar el foso circundante. Y el foso serviría para navegar para criadero de cisnes y aves acuáticas. Una fuente. Un estanque inmenso y un canal casi veneciano. Dibujé todo en un papel, y en meses sucesivos el sueño se fue haciendo realidad>>.

 

Paseando se pueden encontrar los restos del estanque del que el grupo de Facebook Plataforma San Blas que lucha por la preservación y disfrute del legado, recuperó esta curiosa foto donde se puede ver a familia Valdés posando. 

El estanque era navegable por pequeñas barcas; el agua llegaba por un canal, y lo adornaban flores exóticas, patos y cisnes. Apenas queda restos como alguna compuerta tal y como se ve en esta foto del mismo grupo.

También al lado del castillo están los restos de unas tuberías que en su tiempo se instalaron sobre las ruinas de un viejo molino, con la intención de crear un canal de riego para Campo, proyecto fallido del que sólo quedan restos que sería acertado demoler dado que no tienen ningún interés.

El entorno y el castillo denotan que no se cuida ni se mantiene, a pesar de que podría convertirse en un lugar de recreo fantástico para la ciudad. 32.000 metros cuadrados de finca.  Incluso se podría plantear la explotación hostelera en verano, una terraza impresionante en un entorno único.

Fuente Romana de Campo

Del Castillo a la Fuente Romana nos separa menos de un Kilómetro, volviendo a la carretera de Campo (a la espalda de Comercial Garve) sale un camino a la izquierda perfectamente transitable que nos llevará a la fuente romana, uno de los vestigios menos conocidos de la ciudad. La fuente abovedada, de origen incierto, pero probablemente tardorromana, se encuentra debajo del camino por lo que hay que ir un poco pendientes buscando las escaleras que nos permiten acceder a ella. Es una fuente que nos permite trasladarnos al pasado y pensar que en ella también se han refrescado desde hace casi 2.000 años nuestros antepasados y los miles de personas que han hecho el Camino de Santiago.

El atardecer nos permite disfrutar de una hermosa vista parcial de la ciudad con la imponente torre de la basílica de la Encina sobre la ciudad antigua.

 

Publicidad
PonferradaHoy

Deja un comentario

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close